caja negra



mensajes anteriores


Pitas.com
bitacoras.net

nadakedecir*

korochi industrias

Antiblog

la mentira

neurosis total

sonrisa de tequila

eckell.com

mariano gistaín


mensajes
a caja negra

 


jueves 18 de julio 2002 -

Sin piel

Apenas cerré los ojos sentí que algo venía a gran velocidad hacia mi.
A baja altura, cada vez más cerca una nube cubrió el cielo.
Me despertó un grito negro como la nube que me envolvió.

Todo había desaparecido a mi alrededor.
No me atreví a moverme ni a dormirme ni a soñar Tampoco prendí la luz.
Me quedé muy quieta.
Hasta me pareció agradable el insomnio.

Al día siguiente le conté mi sueño
-Ah era eso? pensé que habían entrado los ladrones y me dormí


Frecuencia amarilla

Algo titila adentro y duele, algo que sé y desconozco.
una señal de llamada que insiste
quiero escuchar y no puedo.
Alguien está ahí. Es tan claro y al mismo tiempo inaudible.
Cierro los ojos. Siempre cierro los ojos...muerta!!!!! Como jugar a las estatuas.
-Qué decis?
-Alto !

Risas lejos. No es conmigo Es a otra parte.
Cada vez más fuerte la señal. Yo sé que me quedé por eso.
Me temblaban las piernas . No me tenían. No me atreví a ir . Cómo levantarme después de
cada caída? Tuve miedo. Fue entonces, pude ponerle un nombre a esa nube.
Pánico. Al borde y resistiéndome.
No volver atrás no leer no pensar. Dejar que me dicte, escuchar.
Todavía no sé para qué estoy.
Me duele el pecho, no está mal

Un fuego que llena un vacío. Rojo fuego.
Rojo frío afuera ya negro y adentro bulle. Qué se cocina?
No era hoy. No quería hacer deberes, seguir una línea!
Ni siquiera existe.
Sigue y forma puntos es regular y todavía no veo más que su color.
Color como de agua de mar muy temprano. Aguamarina, piedra, transparente .
Agua. Receptiva y sin embargo piedra fría. Fija quieta.
Quieta para que no duela . Dejar pasar el golpe .No fui.
Nunca sabría sino quien está ahí.

Algo está pasando que estoy a vivo.
Cada vez más espacio azul cada vez más claro
La capa que lo recubre cada vez más fina.
Qué importa quien llama?
Es más corpóreo el llamado que quien adivina
No puedo con su risa me repliego, espero.
El rugido de un avión corta el cielo.
Un aire gélido borró esa ilusión de primavera
Otra vez azul oscuro y hace frío


martes 16 de julio 2002 -


Hoy catorce

Parada en una cornisa
inmóvil
el lugar más familiar

Fuera del tiempo miro,
pasa ante mis ojos
la agitación del mundo

Cómo volver a ese camino
que me lleva a alguna parte?

No hay tal cosa
espero quieta que el sol atraviese la ventana
que dibuje esa trama regular
la vi caer vertical partiendo mi cuerpo en dos

Como si pudiera estática detener eso que temo
por estar ahí

No hay otra cosa
que ese río
mundo de configuraciones
en permanente disolución

Dónde poner la piedra
en que apoyarme para dar el próximo paso?
Como si se pudiera dar algún orden
Al advenimiento de los hechos

...

Según donde pongo el foco

veo solo caras vacías
la gente en el subte
como en su último viaje
la mano del chico que pide
los pies descalzos, el frío
como se organiza la carencia
como se establece el dolor y se olvida

Que puede costar una sonrisa, un abrigo
un espacio en el mundo
una vida digna

Que sentido tiene hacer cualquier cosa
que no sea primero proteger la vida
Que no valga nada?
y condenarlos de por vida
Estamos todos al borde de la muerte, distraídos.

No puedo dejar de creer
que algo se repara cuando estamos quietos,
que algo nace mientras todo cae
que ilumina el rincón mas oscuro

...


Nada más difícil de mover una vez que se detiene
Puedo quedarme y me quedo así como si no estuviera.
Horas enteras
Pasa una pincelada sin ruido sobre el paisaje
quieto como una estampa, mientras me habla esa nube



30 de junio 2002 - 17:12

Nos encontramos en un sueño

Tres palabras bastan para entrever qué sigue
Me resisto a nacer cada vez de nuevo

Horas blancas todas las noches
Me escapo de qué pena
me pierdo mucho antes de la madrugada.
Me niego a seguir en ese sueño
Abro los ojos, nada está quieto
la oscuridad titila
No es un telón
Una masa oscura
de puntos luminosos brillan y saltan
un espacio corpóreo, gelatina
Cierro los ojos no sé que hay
Pasilllos espacios convergentes
Desencuentros
me quedo inmóvil hasta pasar al otro lado
soy solo una puerta entre la oscuridad
y el sueño.




9 de junio 2002 -



Ningún mensaje

Ningún mensaje. La casa llena de escombros y no es sensación de invasión.
La casa simplemente desapareció como tal, en la acepción normal del término.
Refugio paz descanso, recogimiento.
Golpes de mazo. Horas y horas. Todo abierto y llueve.
Que lindo queda todo abierto se continúa el verde y el cielo entra en la casa.
Me gustara un espacio sin límites.
Los gatos, la lluvia, visitantes inesperados, chorros (ladrones) tampoco sirve
cerrar el patio.
Viviríamos como en una pecera seca como pescados boqueando.
Faltaría el aire, nos secaríamos.
También para cerrar hay que abrir primero como para construir, destruir.
Para ordenar sacar todo. Apariencia de gran desorden para desesperación
de algunos.
Para que luego todo encuentre su lugar. Como pensar sino. Como pintar
si uno no tira sobre la mesa o sobre la tela todo aquello que aparece
en algún lugar. Cuál?.. como llamarlo? o será simplemente
el lugar de lo posible de atrapar.
Como atrapar una idea antes que se refuerce se enquiste y se congele
en algún formato conocido?


Tu historia es la mía?

Es chica estaba clavada como hipnotizada frente a ese cuadro.
Largo rato inmóvil.
Había tanta carga que se podía ver un chorro corpóreo de energía
entre ella y la pintura.
Ida y vuelta bullendo, solo en apariencia quietas.
Se me cruzó como un relámpago la certeza de que podría pasar cualquier
cosa: bajo un estado de conmoción así.
Acuchillar el cuadro, tirarle un tarro de pintura.
Miré hacia la salida donde habitualmente se sientan los de vigilancia.
Allí estaban. Igual no hubiera servido de mucho.
Tampoco yo estaba dispuesta a controlar lo incontrolable, seguí mi hilo
y me olvidé por un largo rato.
Cuando volví a pasar cerca, rumbo a la sala de al lado todavía estaba allí.
No recuerdo cuanto tiempo después al entrar nuevamente la veo llegar
de la mano de la encargada de sala.
Con visible esfuerzo me habla de como la emocionó ese cuadro.
Me ametralló a preguntas.
Quería saber que pasaba con esa imagen que había querido decir.
Le pregunté qué veía ella. Largo relato.
Le dije que para eso servía no para que yo sino ella misma encuentre el sentido.
Jugarse en la adjudicación de sentido.
Cuantas historias caben en una imagen. De quien son esas historias?
Ella insistía quería que yo le asegurara que su “interpretación“ fuera la correcta.
No hay tal. Me miraba no me creía. No hay nada que hacer.
Cada uno se tiene que hacer cargo de sus historias.
No tiene sentido jugar a encontrar al autor en esos personajes.
Son y no son ficción
...

Entremeses

Eso es lo más serio que encontré en mi cabeza.

Acaso estarías tan feliz si no fueras también un náufrago capaz de encontrar
placer en la flotación.
...
Las culpas son así, para poner una al lado de la otra en fila hasta formar
una pared que te aleja del mundo.
Las culpas son para tirar a la basura.
...
Esperé éste momento todo el día
...
Nada se movió en horas.
...
Ella- Si fuera perfecta no sería una verdadera mujer.
El- Serías un hombre
...
Una persona en veinte años es mil personas.
...
A: -Vos creías que un artista era una cosa seria? Es una cosa seria
soportar un artista.


Lenteja

Ella revolvía el caldero mientras él preparaba sus jugos gástricos.
Pasaron unos días. No se porqué el guiso fue suplantado por otros platos varias veces.
El se sentía engañado.
Se sentaron a la mesa. Esa manchita en la pared había cambiado.
Ella pensó que había volado una lenteja.
Decidió a acercarse. Un caracol diminuto perfecto en su diseño helicoidal.

Ella se lo mostró mientras le decía: yo me voy a encargar de él.

Ya no estábamos en casa cuando el confesó haber depositado el caracol en una maceta.
Criminal. Creería él que yo iba a incrementar las proteínas del guiso?
Seguro que es él quien le pasa el dato a las hormigas de cuáles son las rosas más tiernas.
A quién salvar?

Le conté que hacía días yo veía una manchita en la pared.. El caracol seguramente fecundó
el azulejo y aquí estaba chiquito, perfectamente dibujada su descendencia.



Nada para vender

A fuerza de trabajar sobre lo que se ve por presión y saturación todo se licúa
Qué ve cada uno?
Cada uno ve lo propio. En el mejor de los casos lo propio reflejado en el otro.
Una llegada incidental.
Hay mucha oferta como para atrapar la atención por algo más que un rato.
Todo se absorbe, se banaliza, se tritura.
...
Es un milagro que las partes del rompecabezas pueda armarse y cíclicamente
uno pueda asistir a una muestra a otra y así sin solución de continuidad.
Como una fabrica perfectamente afiatada en su funcionamiento aparentemente delirante
Esa eficiencia seguramente se llevará la vida de los más sensibles de éste aparato
...
Lo miro con amor admiración y digo mirá lo que me llevé... a ninguna parte....


Cerramientos y aperturas

Todo se desintegra. También el hierro explota, ya no hay protección. El invierno
empuja los cambios. Como siempre caen como del cielo fondos varados hace tiempo.
Un sobre lacrado de papel madera y unos billetes muy nuevos justo en la cantidad
necesaria
Llegan del otro extremo del planeta. Esas deudas incobrables.
Todo vidrio, todo verde dentro de la casa. Cerramientos nuevos.
En un día cambiamos todo. La cara del arquitecto no denota tics o culpa.
Vuelvo a sentir que el tiempo no existe.
Un día ...una semana.
Cambio: caos mazazos invasión. Pensé :no será esto una metáfora.?
La muestra, un grado extremo de exposición
Mi relación con el mundo.
Romper todo, reemplazar, volver a empezar.


Remanente de stock
...
Nadie dice lo que piensa
...
Esta vez ella mordió al mosquito
...
Ese amigo abogado había logrado terminar su divorcio después de cuatro años
y mucho penar. El entonces ve la oportunidad para que de lugar a su pedido
de movilizar su expediente cajoneado. Ella al escuchar esto le dice: seguramente
tu amigo te está protegiendo de la compulsión de reincidir en el matrimonio.

Al día siguiente
- El: muy gracioso lo tuyo! Me vas a tener que pedir de rodillas.
- Ella: temo que pienses que te amo por tu dinero. En realidad lo que espero
es recuperar la inversión.
...

Quién tiene el no? Pensé mientras la luz se escurría entre las nubes.
Es temprano para que se acabe el día.
Irrumpe como esta imagen de extrema soledad.
Una vida borrada por una mirada. Es cierto que es inhóspito estar con ella.
Te mira te habla y no es a vos. Te hace dudar de tu existencia.
Es una forma que ella tiene de sobrevivir. No te mira no te escucha.
Arma su propio dibujo con todo eso. Solo piensa por ejemplo en lo próximo a decir.
Despega sigue su hilo. Cambia el eje no sabe quien es quien. No tiene un dibujo claro .
Por eso tampoco puede estar sola. Necesita de alguien ahí delante a través de quien ser.
Un espejo en quien verse.
Es natural que te sientas transparente. No hay nadie ahí según ella más que ella
Que te importa no existir. Deje de sufrir hace rato Es curioso.

Quien decide si existo o no?

Qué se puede? cuando uno decide que se puede?

Me hizo preguntarme porqué se escondía.

<< # .::bitácoras ¿? >>